La Poesía como Destino: espacio personal de la escritora mexicana Marisol Vera Guerra

3.4.13

De lo cotidiano


Escucho decir a ciertos escritores, cuando no están haciendo algo culturoso, sino algo cotidiano como cualquier gente, charlar en una mesa, ir de compras, lavar la ropa, que éstas son banalidades, como si la literatura no naciera de la vida. Lo que de veras se me hace banal es que se esfuercen tanto por vivir "vidas de escritores, locas y extrañas", como si haber nacido no fuera, en sí, bastante extraño; como si el hecho de que un montón de átomos cobren consciencia de pronto, no fuera ya una locura del universo; como si parir hijos, cuidar una casa, envejecer, reirse en la calle, no doliera.

Cada uno, arrinconado en su Yo, se siente especial, gran artilugio de la Evolución para asegurar la supervivencia. La auténtica extravagancia no se busca ni se desea, se padece. Los dolores más profundos toman a menudo la forma de la risa y del silencio.


Imagen: La quimera de Mina. mvg

2 comentarios:

  1. Asi es, de lo ordinario se saca obras de arte, del barro la mas bella ceramiva.

    ResponderEliminar
  2. ¿Y de qué se nutre el género novelístico? De asuntos derivados a la cotiidianeidad, Algunos han remitido a la historia como Dumas, o George Owell, que al escribir 1984 teñía fresco el Soviet. O qué decir de "Esas ruinas que ves" de Jorge Ibargüengoitia. Por citar algunos libros que he leído.

    ResponderEliminar